Translate

viernes, 25 de agosto de 2017

RÉCORD CENTESIMAL DE LA TEMPERATURA

La NASA presume de algo tan improbable y acientífico como precisar la temperatura de la atmósfera en centésimas



     Apurando el efecto calentador del ultimo fenómeno de El Niño, la NASA (GISS) estira el cuello para afirmar que por una centésima se ha superado el registro de julio de la temperatura atmosférica con respecto al año anterior, además de ser, por supuesto, record “histórico”. Que en medidas con errores cuando menos de varias décimas, sino de grados enteros, mal repartidas y distribuidas por el planeta se pueda llegar a esa conclusión nos hubiera llevado a los que estudiamos ciencias hace años a serios problemas académicos.























    La “historia” según la NASA tiene su fecha de inicio en 1880. Hasta bien entrado el siglo XX la inmensa mayor parte de las zonas emergidas del planeta (el 29% por ciento del mismo) carecían casi de cualquier atisbo de observación meteorológica. Aún así se insiste en manipular a la opinión pública haciendo aparecer a los científicos/activistas como perfectos conocedores, a la centésima, de lo que ocurre en el planeta. No hablemos ya de la zonas oceánicas ni de la calidad de los datos existente que hacen difícil incluso una aproximación cualitativa.

    Por su parte, La agencia atmosférica y oceánica norteamericana, NOAA deja a julio de este año en un discreto segundo puesto, sólo 5 centésimas por detrás de, por supuesto el año pasado. Abajo en el mapa, las zonas grises son zonas sin dato alguno, lo que no quiere decir que el resto esté cubierto por datos precisos y suficiente.
 
    Para evitar esas discontinuidades y los heterogéneos errores de medida, desde el año 1978 disponemos de dos series de temperaturas de la baja troposfera estimados desde un satélite por la emisión de microondas de los componentes del aire. Pese a que, como toda medición, no está exenta de errores de medida, tiene la ventaja de abarcar de una forma homogénea todo el planeta utilizando el mismo método de observación, sin estar sujeto a factores locales o humanos. La Universidad de Alabama/Hunstsville elabora cada mes su resumen de observación que se plasma abajo.

 



    Y abajo en forma de gráfico acompañado por el elaborado por el otro grupo, Remote Sensing Systems (este en verde y el anterior en azul). En cualquier caso, el mes de julio aparece como el tercero más cálido desde 1979 tras, como es de esperar, los años más recientes afectados por episodios de El Niño 1997/1998, 2009/2010 y 2015/2016.


     La evolución comparada de año transcurrido, de enero a julio, muestra una evolución parecida, ocupando una cuarta posición, nada que ver con nada extraordinario sino tan solo los efectos remanentes asociados al calentamiento del Pacífico por el episodio de El Niño.
 

 
     He recurrido a la página web woodfortrees para comparar los valores de satélite de estos 38 años con los de el GISS de NASA y el Hadley Center, dos de las tres instituciones que hacen el seguimiento "oficial" del clima. En ambos casos, según progresan los años se aprecia una divergencia de las anomalías que apuntan a la controversia.  
 
 
 
 


 
    Mi opinión es que la confederación de científicos/activistas aprovechan el último tirón del pico de El Niño para camuflar la famosa "pausa" del calentamiento que estaba dejando en mal lugar a la Ciencia del alarmismo.  
 
 
 
 

4 comentarios:

  1. Claro y conciso.Y la pregunta es:Que intereses hay para que agencias tan importantes lleven a falsificar y manipular datos tan descaradamente?Porqué ese afán de desinformación?No creo que sea solo por dinero,yo de esta gente no me fío ni un pelo.Excelente artículo de nuevo,enhorabuena y gracias por la labor que hace.Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que lo del calentamiento se ha convertido en una moda, como la impresionante obsesión por la alimentación de tipo vegetal, desahuciado toda opinión distinta a lo que es la moda del momento, gracias a hombres de ciencia que precavidos, nos informan correctamente.

      Eliminar
  2. Excelente articulo Alejandro. Riguroso, científico.

    ResponderEliminar
  3. Sin entrar a valorar toda la parafernalia publicitaria del Cambio Climático, sí que se observa una tendencia al alza en los tres registros si partimos de 1980, ¿no?

    ResponderEliminar